Checa domina desde el principio y corona un gran fin de semana

Max Biaggi, Campeón del Mundo de Superbikes 2010

La segunda carrera se presentaba muy interesante tras lo visto en la primera, los nervios de Biaggi y Haslam les impidieron logran mejores resultados, pero al romano le bastaba con que Haslam no le recortase mas de dos puntos para ser campeón del mundo.

Sykes volvía a ponerse primero tras la salida, seguido de Haslam y Biaggi, Lanzi se puso segundo pero inmediatamente después cometió un error que le devolvía a la cuarta plaza.

James Toseland caía, cerrando un fin de semana para olvidar para el piloto de Yamaha. Carlos Checa fue adelantando uno a uno a los pilotos del grupo de cabeza, pilotando de maravilla, hasta colocarse primero, abriendo huevo y volando hasta la meta, nadie volvió a verlo hasta que bajó la bandera a cuadros.

Los nervios volvieron, Haslam rodaba tercero, pero hizo un recto en la chicane previa a la meta y, como rebasó a Sykes en la maniobra, aminoró la marcha, aunque fue adelantado por varios pilotos, pues se reintegró en la sexta plaza. En estos momentos Biaggi era virtual campeón del mundo…hasta que se hizo otro recto en el mismo lugar que Haslam, pero el romano solo perdió una plaza.

Mientras Checa continuaba volando hacia meta, Haslam trataba de rebasar a Haga para acercarse a Biaggi, hasta que su moto comenzó a echar humo y tuvo que retirarse de la carrera, perjudicando a varios pilotos que venían por detrás que tuvieron que apartarse por culpa del humo, pero convirtiendo a Max Biaggi en Campeón del Mundo de Superbikes, con 39 años y trece después de su último mundial de 250cc.

Aquí comienza la remontada de Cal Crutchlow, que rebasa a Biaggi y a Sykes para colocarse tercero tras Noriyuki Haga, que era segundo, pero a mas de cuatro segundos de Checa.

Finalmente Carlos Checa venció de nuevo, haciendo un doblete espectacular, seguido de Haga y Crutchlow, mientras Sykes y Biaggi eran cuarto y quinto.

Se desató la alegría entre la afición italiana, Max Biaggi celebró a lo grande su victoria, disfrazándose de pirata en un barco preparado por sus seguidores, que invadieron el circuito una vez que su ídolo se proclamó campeón.

Queda tan solo una ronda, con el aliciente de saber si Carlos Checa podrá recuperar los catorce puntos que le separan de Jonathan Rea, que hoy no ha tomado parte en las carreras, y alcanzar la tercera plaza de la general.

Suscríbete a nuestro boletín de noticias