Nico Terol vuelve a subir a su moto para comprobar el estado de su cadera tras la caída en el GP de España, y Jordi Torres trabaja para encontrar mejoras en la puesta a punto de su chasis

Torres
Team Aspar
A veces resulta complicado trabajar y probar soluciones nuevas durante la vorágine de un gran premio, donde por norma general se imponen las prisas y los resultados han de ser inmediatos. Es por eso que los pilotos MAPFRE Aspar se han desplazado hoy hasta el circuito de la Comunidad Valenciana para llevar a cabo un entrenamiento privado de dos días. El conjunto valenciano ha programado este test para tratar de buscar mejoras a base de trabajo. El objetivo es probar todo aquello que no da tiempo en un gran premio, buscar cuantas soluciones de ciclística y geometrías sean necesarias, para que Jordi Torres y Nico Terol se sientan más cómodos sobre sus respectivas monturas.
La pista valenciana ha permanecido abierta desde las diez de la mañana hasta las cinco de la tarde para los pilotos MAPFRE Aspar. Ambos han establecido planes de trabajo similares, arrancando a las once y concluyendo poco antes de las cinco. Sin un rumbo fijo, se han dedicado a probar infinidad de configuraciones a lo largo de toda la jornada, para extraer información en aras de mejorar la maniobrabilidad de sus monturas, la velocidad de paso por curva y la confianza en el tren delantero. Tanto el catalán como el alcoyano han firmado similar número de vueltas así como registros parecidos. Lo positivo de la jornada ha sido ver de nuevo a Nico Terol sobre una moto, tras la caída que sufrió en el pasado GP de Jerez, que le privó de tomar la salida en la prueba andaluza. El piloto alcoyano del MAPFRE Aspar Team ha insistido en trabajar a pesar de su reciente caída para comprobar el alcance de las molestias en su cadera y ver si será capaz de participar la próxima semana en el GP de Francia.

Jordi Torres: “Este primer día ha sido positivo porque hemos probado muchas cosas. Sabemos cuáles son los puntos en los que debemos mejorar, de modo que hoy hemos trabajado duro para intentar encontrar soluciones para ser más competitivos. Hoy hemos llevado a cabo multitud de pruebas, hemos tenido tiempo de poner en práctica muchísimas ideas que teníamos pendientes. A grandes rasgos las conclusiones han sido positivas, hemos podido atender al comportamiento de la moto con distintos tipos de configuraciones. Los cambios de geometrías realizados hoy han sido bastante radicales, pero las conclusiones han resultado positivas y he conseguido sentirme muy cómodo sobre la moto”.

Nico Terol: “Estoy contento por las sensaciones del entrenamiento de hoy, ya que venía de Jerez magullado y no sabía cómo respondería la cadera. A principio de semana no podía ni caminar, pero afortunadamente he ido mejorando y hoy he tenido buenas sensaciones al subirme a la moto. He pilotado con dolor pero quería ver el estado de mi cadera para ir preparándome para el siguiente gran premio. En Jerez ya encontramos una línea de trabajo muy positiva. Hoy hemos retomado el trabajo donde nos quedamos y, aunque estaba dolorido, he podido pilotar con confianza durante toda la jornada. El ritmo de hoy ha sido constante y hemos ganado adherencia. Mañana trabajaremos para intentar eliminar algunos rebotes en el tren delantero. En líneas generales estoy satisfecho”.

Suscríbete a nuestro boletín de noticias