No sólo Viñales será el hombre a seguir

MotoGP 2017: siete detalles (y pico) a seguir

Ésta no es una entrada dónde analizar la pretemporada. Para eso ya hay gente mucho más entregada y eficiente como @Motorlunews, ni un sitio dónde soltar pronósticos que nadie recordará a no ser que me equivoque estrepitosamente. No haré ninguna apuesta ni señalaré a ningún piloto por escrito.

Ésta es una entrada en la que, como aficionado privilegiado al que dejan escribir, simplemente voy a enumerar las cosas que me gustará ver cómo evolucionan y terminan en 2017 en el Mundial que se nos viene encima.

1: el órdago KTM.

KTM presenta este año una de las mayores expansiones de departamento de carreras que hayamos visto en muchos años. A parte de su extendida presencia en el off road mundial, en el Mundial FIM ha pasado de estar presente “sólo” en Moto3 a estar presente en todas las categorías con aspiraciones a todo. Stefan Pierer, con incendiarias declaraciones sobre sus rivales en plan Mourinho, llega con ganas de competir a un nivel que va más allá de lo deportivo o de los pilotos. KTM está lanzando un órdago a los constructores japoneses y, sobre todo, a la omnipresente suspensión Öhlins que ha dominado los últimos años en MotoGP. El chasis “corta y pega” de acero hueco y las suspensiones WP (propiedad de KTM) frente al complejo trabajo que supone un chasis de aluminio y las exquisitas suspensiones de Öhlins no sólo en MotoGP, también en Moto2. Más allá de sus pilotos en MotoGP, que no han terminado de brillar como se esperaba en las últimas dos temporadas, veremos un método de trabajo propio frente al de los japoneses, algo que en su día ya intentó Cagiva y Ducati aún sigue acercándose como la liebre a la tortuga. A favor de KTM decir que cuenta con unos medios similares a los de Suzuki, muy por encima de los de Ducati, y el superpatrocinio del sponsor soñado por cualquier fábrica: Red Bull. Y a nivel de pista cuenta con el “factor Ajo”. KTM se ha apoyado en Aki Ajo y su superprofesional equipo para el desembarco en las categorías mayores. Será interesante ver si el toque del finlandés sobre los pilotos (a los que suele convertir en ganadores no sé sabe cómo) se mantiene en MotoGP ante pilotos “consagrados” pero no ganadores. Y será muy interesante volver a disfrutar la asociación entre Team Ajo y el portugués Miguel Oliveira en Moto2.

2: Romano Fenati.

El piloto italiano con una evolución difusa (de súper talento, recordemos aquella victoria en mojado con una diferencia de un minuto sobre el segundo clasificado el año de su debut en 125) a eterna promesa, a niñato problemático salido de un polígono a ave fénix. Fenati, que nunca se ha caracterizado por estar a gusto allá dónde estuviera ni estar contento con su mecánica fuera la que fuera, tiene en este año la oportunidad de reivindicar aquel talento que nos encandilara hace ya unas cuantas temporadas. Tras su salida a media temporada del VR46 ganándose la enemistad de todo el clan de Rossi, es el piloto con más experiencia y talento que queda en Moto3 tras la ya tradicional fuga de talentos a Moto2.

 

3: Thomas Luthi.

Ay no, perdonad, que he dicho que no iba a señalar a ningún piloto como favorito a ganar el título en su categoría, en este caso Moto2. Una categoría que va a vivir un interesante desembarco de pilotos provenientes de Moto2 a equipos de calidad, Navarro con el Gresini Team, el Campeón Binder con KTM y el bombazo de Quartararo con el Pons Racing. Muy interesante seguir la evolución de Quartararo en el seno del Pons, incluso también la evolución (o no) de Edgar Pons, que nos dejó boquiabiertos en su paso por el CEV.

4: la honestidad brutal de Jorge Lorenzo.

Está la gente que dice lo primero que se le pasa por la cabeza, la gente que piensa, filtra y habla por ese orden y luego está Jorge Lorenzo. El grandísimo campeón y  hasta el momento mejor piloto español de todos los tiempos (ala, ya lo he dicho…) tiene la costumbre de no guardarse nada (o muy pocas cosas) y contar honestamente los problemas que va encontrando en su pilotaje y sus motivos. En un cambio como el de Yamaha a Ducati, será muy interesante estar al tanto de lo que nos vaya contando para entender, de una vez por todas, cómo se pilota una Ducati sin ser Casey Stoner.

5: el “no apoyo” de Honda a Cal Crutchlow.

Si no se le va la pinza creo que el inglés está llamado a ser el mejor satélite del año y por encima de muchos pilotos oficiales. Habrá que ver si incluso por encima de algún compañero de marca. Por lo que he leído y deducido, creo que Honda ha guardado sus cartas muy bien en esta pretemporada y las declaraciones de sus pilotos es de estar moderadamente contentos con la moto. Salvo Crutchlow, que está muy contento. Honda contó con él en unos ensayos privados de la marca en vez de con uno de sus pilotos de fábrica (que no diremos que fue Pedrosa). Pues eso.

Foto:Repsol Media

6: la décima oportunidad de Pedrosa.

Y no va con coñas. Desde su debut en 2006, año tras año hemos visto como Dani Pedrosa se enfrentaba a una temporada clave en la luchar por el título como última oportunidad, y la de este año es la décima. Su trayectoria en los últimos años, con continuos cambios en su equipo, contrarísimas victorias y repleto de resultados fuera del podio me hacen recelar del cambio de chip que tanto Márquez como periodistas refutados como Manolo Pecino están proclamando. Veremos si no hay décimo malo.

7: la enésima reinvención de Rossi.

Porque no nos engañemos, uno de los atractivos de este año será ver la reacción de un Rossi desdibujado en pretemporada ante la llegada del monzón Viñales. No me da la impresión de que haya escondido nada en pretemporada ni que haya mentido sobre sus problemas a la hora de encontrar tiempos, como tampoco me extrañará que trabajará junto con su equipo hasta dar la tecla y volver a estar delante luchando por las victorias.

Y el pico: no me olvido ni de la llegada de Rins a Suzuki (sin Viñales) ni del regreso de Bautista con Aspar, ni de la interesante evolución de Aprilia con Aleix como piloto, ni de Jack Miller, ni de Alex Márquez en Moto2 o el resto de la armada española en Moto2 y Moto3, detalles que irán hablando y de los que esperamos hablar (para bien) el resto del año. Y no, tampoco nos olvidamos de la llegada de Loris Capirossi a Dirección de Carrera en sustitución de Javier Alonso. Esperemos que no resulte protagonista en mucho tiempo.

No olviden vitaminarse ni mineralizarse.

Suscríbete a nuestro boletín de noticias