Román Ramos vuelve al top-10 en Magny Cours

Team Go Eleven

Román Ramos disputó el pasado fin de semana en Magny Cours las carreras de la ronda francesa del Campeonato del Mundo de Superbike.

Con un ambiente en condiciones cambiantes, con los entrenos libres en seco, la Superpole y la carrera del sábado bajo el agua y la carrera del domingo con amenaza de lluvia, el de Santa María de Cayón logró dos buenos resultados.

Pese a caerse durante la Superpole 1, y tras el trabajo de su equipo reparando la Kawasaki, el cántabro logró la duodécima plaza en un circuito que presentaba unas condiciones que complicaban mucho el pilotaje.

El domingo, y después de un intenso duelo frente a otro gran piloto, Jordi Torres, Ramos terminó en novena posición, que aumenta el optimismo de cara a las dos pruebas finales.

Román Ramos: Carrera 1, 12º: “Durante la mañana hubo muchas caídas y no quería arriesgarme demasiado. Empecé a tratar de entender lo mejor posible las condiciones, luego empujé un poco más y más cada vuelta y en el último momento iba tan rápido como los primeros. Me sentí bien con la moto y estoy contento con esta posición, pero en particular tengo que agradecer a mi equipo que hizo un gran trabajo de reconstrucción de la moto entre la calificación y la carrera tras mi caída”.

Carrera 2, 9º: “Comenzaron a caer gotas de lluvia en la parrilla de salida y por un momento pensé que la carrera iba a ser de “bandera a la bandera” (flag-to-flag). Entonces me di cuenta de que tenía que pensar sólo para dar lo mejor desde el comienzo y olvidarme de todo lo demás. Empujé desde la primera vuelta, pero después de las 4 primeras vueltas las gotas de lluvia fueron más fuertes y durante un par de vueltas no corrí ningún riesgo. Después vi que los pilotos de delante seguían siendo muy rápidos, así que cerré los ojos y traté de hacerlo lo mejor que pude. Me divertí mucho, especialmente con la pelea y el intercambio de adelantamientos con Torres. Fue realmente emocionante. La lástima fue que no pudimos alcanzar a Sykes”

Fuente: La web del motor / Jorge Rivas