Gran Premio de Australia de Moto3, Phillip Island

Leopard Racing

Lorenzo Dalla Porta aprovechó su primera bola de partido para certificar el título de Campeón del Mundo de Moto3, ganando el Gran Premio de Australia celebrado en Phillip Island.

Como todas las carreras en la pista australiana, esta resultó de locura, rodándose en grupo, pero siempre con el ya Campeón del Mundo en las primeras posiciones.

Necesitaba sumar cuatro puntos más que Arón Canet, pero el valenciano se fue al suelo al comienzo de la tercera vuelta, dejando el título prácticamente decidido.

Lejos de conservar, Dalla Porta optó por liderar el mayor número de vueltas posible, sabedor, quizás, de lo peligroso de rodar en un pelotón formado por personajes como Darryn Binder.

Así, en la última vuelta echó el resto y se llevó la victoria por delante de su compañero Marcos Ramírez y de Albert Arenas, quien logra un nuevo pódium en un final de temporada sensacional.

Lorenzo Dalla Porta: “No tengo palabras para describir cómo me siento ahora mismo. Creo que no me daré cuenta hasta mañana y lo único que puedo decir es que he esperado mucho tiempo a que llegara este día. Mi familia ha hecho muchos esfuerzos a lo largo de los años y sólo puedo decir gracias por estar siempre a mi lado. Muchas gracias al equipo por darme siempre la mejor moto, ya que el año pasado nos entendimos muy bien y siempre trabajan muy duro para darnos lo mejor. No podría conseguirlo sin ellos. Así que no podría pedir más. Estoy en la luna. Mi sueño se ha hecho realidad”.

Suscríbete a nuestro boletín de noticias